Tras las jornadas de reflexión…

Taller de Musicoterapia impartido por nuestra musicoterapeuta, Susana Fernández

Un año más, Urriés lo ha vuelto a conseguir. Todas las experiencias vividas en el festival, todas las emociones, todas las músicas que nos han removido de una u otra manera por dentro. Todo el cariño recibido de su gente nos hacen sentir especiales, nos vuelven a conmover a los repetidores del festival ¡y alucinan a los nuevos artistas que acuden a Urriés!

Marcel Fabregat durante su actuación

Urriés es mágico y en eso coincidimos todos. El resultado de esta edición han sido tres maravillosos días de música y de arte, rodeados de un ambiente de amistad y compañerismo. Todo ello ubicado en un precioso entorno natural

Trokobloco durante su batukada

Precisamente esa naturaleza nos echó un cable sorteando los 51 litros de lluvia que anunciaban a principios de esa semana. Nos dejó, eso sí, una tormenta de 15 minutos en la que aquello parecían las olas del Cantábrico, pero nos permitió disfrutar de 6 actuaciones y 2 talleres con un tiempo que invitaba a sonreír y participar.

Edgar Martín y El Pequeño Mozart

Este año pudimos ampliar a tres días de actuaciones, comenzando la noche del viernes. Marcel Fabregat fue el encargado de abrir el festival, impresionado al público con un increíble espectáculo de luz y sonido ¡y haciendo caer las primeras lágrimas!

El sábado comenzó con nuestra musicoterapeuta, Susana Fernández, creando un taller lleno de músicas y risas para 28 personas con edades comprendidas entre los 3 y los 64 años. ¡Hizo gala de toda su maestría! Y tras ella, Felipe, director de Trokobloco dio un magistral taller de batucada con instrumentos reciclados, sacando el ritmo del cuerpo a todos los participantes para después sorprendernos con una fabulosa sesión que hizo vibrar a todo el pueblo.

Quique Mago, Papageno y Pamina durante el Concierto Músico – Mágico

Llegó la tarde y con ella, las actuaciones para los pequeños – y no tan pequeños – de la casa. Edgar Martín se metió en la piel de El pequeño Mozart para enseñarnos secretos de su vida, secretos de la orquesta ¡y convertir a miembros del público en directores! (si estáis por Madrid, no os lo podéis perder durante toda esta temporada en el Auditorio Nacional junto a Camerata Musicalis). Después, Quique Mago no sólo nos hizo a todos querer ser magos. Junto a Papageno, Pamina y Benancio interpretaron grandes éxitos de la música clásica y nos dejaron boquiabiertos con jaulas que desaparecen, monedas que se volatilizan o naranjas con sorpresas.

No Es Por Nada junto a una de sus invitadas especiales de la noche.

En Urriés no se para y las noches se viven intensas. Y más, cuando No Es Por Nada junta a estos siete musicazos en el escenario para interpretar un repertorio que todos los asistentes cantaron a voz en grito. Y de la mano de Merche – y un público entregado- rindieron su particular homenaje a Labordeta en el decimosegundo aniversario de su fallecimiento.

Pero todo tiene que acabar, y en esta ocasión, los encargados de poner el broche final fueron el gran pianista de jazz David Sancho – quien aprovechó para llevarnos de viaje de por el repertorio de rock aragonés – y los ya veteranos del festival, Teatres de la Llum. Una vez más, Vicent y Mariola volvieron a hacer su magia con las sombras y a provocar (de nuevo) lágrimas entre los asistentes, piel de gallina y pelos como escarpias. Contar con ellos es un lujo ya que con su sola presencia, iluminan todo a su paso.

David Sancho y Teatres de la Llum

Pero si todo esto es posible, es gracias a las personas y a las organizaciones que confían en nosotros. Desde aquí queremos aprovechar para agradecer públicamente a Cabecita Loca Slow Drinks – ¡arrasateis con sus vermuts! – y a Cervezas Ámbar por el apoyo como patrocinadores. Gracias, de una manera muy especial, a todos los vecinos de Urriés y a todos aquellos que vinisteis a vernos desde fuera (Zaragoza, Pamplona, Gallur, Carcastillo, Navardún…). Gracias al Ayuntamiento de Urriés por dejarnos organizar todo esto y al ayuntamiento de Lobera por los cables echados. Gracias a los músicos y a los artistas. Os habéis hecho muchísimos kilómetros para estar con nosotros y lo habéis dado todo encima y fuera del escenario. ¡Sois los mejores! Gracias a Parpadeo Estudio por estar una vez más allí Para dejar constancia grabada de todo lo ocurrido durante el festival. Gracias David y Kikich, del Hostal Urriés, por cuidarnos y alimentarnos de manera excelente.

Y por supuesto, gracias a Armando. Sin todo lo que haces, esto no habría sido posible. Gracias de corazón.

Taller de Batukada

Pd: Héctor, AnaPili, Luis, Carmen, Aaron, Paula, David, Merche, Juan, Susana, María, Borja, Aitor, Paqui, Antonio, Ana, Bri … y otros muchos que no nos entran aquí. Mil millones de gracias por estar siempre al pie del cañón!


PD2: ¡Nos vemos en la próxima edición!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: